Razones para una huelga

Mañana día 29 de marzo, los españoles estamos llamados a secundar una huelga general convocada por las organizaciones sindicales de este país llamado España.

Si analizáramos los motivos que obligan a estas organizaciones a convocar dicha huelga, no nos debiera de extrañar mucho. Dichas organizaciones sindicales (por lo menos las mayoritarias, como se gustan llamar) ya no pueden dar abasto en sus grandes comedores sociales. Ya no pueden acudir en ayuda de los pobres “compañeros” trabajadores a los que se les han acabado los ingresos por el seguro de desempleo. Ya no pueden continuar confortando y dando esperanza a tanta y tanta gente que acuden a ellos para depositar sus lágrimas, su desesperanza y su desaliento para poder contemplar un nuevo horizonte digno para mantener a los suyos (digo a su familia carnal). Los sindicatos ya no tienen fondos en esas cajas ó bolsas de resistencia…

No pueden facilitar ropa usada ni enseres de segunda mano, ni cualquier otra ayuda de tipo no monetario, a los mas desfavorecidos, a los parias de la tierra (no nos vayamos muy lejos, de momento de los de España). Tampoco pueden continuar con las ayudas a los jóvenes y no tan jóvenes que por desgracia  siguen cayendo en las garras de la drogadicción. Tan siquiera pueden ofrecer información a las jóvenes y no tan jóvenes mujeres que se quedan embarazadas para adoptar la mejor de las soluciones para esa nueva vida que está por nacer, y para la propia “joven”…

Y se podrían añadir tantos y tantos ejemplos, que llenaríamos muchos folios.

Habría que exigir al gobierno, para que estas organizaciones tan bienhechoras de la sociedad currante y desfavorecida,  nunca más pasen por estas situaciones y puedan disponer siempre de buena liquidez. Para ello,  bastaría añadir en la declaración del IRPF otra casilla más, para poder marcar voluntariamente junto a la de la Iglesia Católica. De esta manera, ya más legitimados por todos nosotros, con nuestra aportación voluntaria de impuestos puedan desarrollar todas las acciones que facilitan éste tipo de organizaciones y otras muchas mas que se les pudieran ocurrir, que con tanto liberado y delegado con mucho tiempo libre, pueden llegar a ello….. Se lo merecen, nos lo merecemos y sobre todo, los 5.273.600 desempleados a cierre de 2011 y los que se han añadido a día de hoy.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.